Connect with us

Horoscopo

«Expansión del tiempo»: nuestra percepción del tiempo se ha ralentizado

Published

on

Cómo la pandemia y el aislamiento social han cambiado nuestra percepción del paso del tiempo.

En las primeras etapas del brote, la mayoría de las personas confinadas en sus hogares dijeron que sentían que el tiempo pasaba más lentamente y, por lo tanto, se sentían solos.

Según un artículo periodístico avances científicos, la[{» attribute=»»>COVID-19 pandemic has altered how individuals perceive the passing of time.

The majority of research participants (65%) reported feeling that time was moving more slowly at the conclusion of the first month of social isolation, which occurred in May 2020. This perception was termed by the researchers as “time expansion,” and they discovered that it was linked to feelings of isolation and a lack of enjoyable activities throughout the time period.

Even more people (75%) said they didn’t experience as much “time pressure,” which is the sensation that time is passing more quickly and leaving less time for activities of daily living and recreation. 90% of those surveyed claimed they were taking shelter at home during that time.

“We followed the volunteers for five months to see if this ‘snapshot’ of the start of the pandemic would change over time. We found that the feeling of time expansion diminished as the weeks went by, but we didn’t detect significant differences with regard to time pressure,” André Cravo, first author of the article, told Agência FAPESP. Cravo is a professor at the Federal University of ABC in São Paulo state, Brazil.

The research started on May 6, when 3,855 participants recruited via social media responded to a ten-item online questionnaire and completed a simple task meant to test their ability for short interval estimation (pressing start and stop buttons in 1, 3, and 12 seconds). They were then questioned about their daily activities the week before (including whether they had finished all required tasks and how much time they had set aside for leisure) as well as how they were feeling right now (happy, sad, lonely, etc).

“They were invited to return every week for further sessions, but not everyone did,” Cravo said. “In the final analysis, we considered data for 900 participants who answered the questionnaire for at least four weeks, albeit not all consecutively.”

Using time awareness scales from 0 to 100 that are standard for this type of survey, the researchers analyzed the answers and calculated the two parameters – time expansion and time pressure – to see whether they increased or decreased week by week.

“Besides a rise or fall on the scales, we also analyzed the factors that accompanied the changes. During the five-month period, we observed a similar pattern: in weeks when participants reported feeling lonely and experiencing less positive affect, they also felt time pass more slowly. In highly stressful situations, they felt time pass more quickly,” Cravo said.

When the first set of answers to the question on the passage of time was compared with the second, provided at the end of the first month of confinement, perceptions of time expansion had risen 20 points while time pressure had fallen 30 points, according to Raymundo Machado, a scientist at the Brain Institute of the Albert Einstein Jewish Hospital (HIAE) in São Paulo, and last author of the article. “These results are evidently affected by memory bias, however, because no measurements were made before the pandemic,” he said.

Time slowed most for younger participants early in the pandemic, when compliance with social distancing rules was strictest. Except for age, demographic factors such as household size, occupation, and gender, had no influence on the results.

For the authors, this may be an effect of the sample profile. Most of the volunteers (80.5%) lived in the Southeast region. A large majority were women (74.32%). Most had completed secondary school, and a great many even had a university degree (71.78%). In terms of income, roughly a third were upper middle class (33.08%). Sizable minorities worked in education (19.43%) and healthcare (15.36%).

“This is typical of online surveys, where a majority are women living in the Southeast with high levels of formal education. The influence of demographics might have been more evident if the sample had represented the Brazilian population better,” Machado said.

Internal clock

Although the pandemic changed participants’ perceptions of the passage of time, it apparently did not affect their ability to sense duration, measured by the button-pressing task. “All of us are able to estimate short intervals. When the results of this time estimation test [including overestimation and underestimation of the intervals] se compararon con los puntajes de conciencia del tiempo, no hubo correlación”, dijo Machado.

Según Cravo, la evidencia de la literatura científica sugiere que la sensación de que el tiempo pasa más lento o más rápido está influenciada principalmente por dos factores: la relevancia del tiempo en un contexto particular y la imprevisibilidad. «Por ejemplo, si llega tarde al trabajo [so that time is relevant in the context] y tengo que esperar un bus [unpredictable timing], tienes la percepción extrema de que los minutos no pasan. Cuando estás de vacaciones y te diviertes, el tiempo es irrelevante y parece que se va volando”, dijo.

La percepción a menudo cambia cuando recordamos situaciones pasadas. “Cuando recuerdas lo que hiciste en tus vacaciones, el tiempo parece haber durado más. Al contrario, cuando haces fila, el tiempo pasa muy lento, pero cuando recuerdas la situación un poco más tarde, sientes que todo terminó rápido”, dijo Cravo.

En el caso de la pandemia de COVID-19, no está claro cómo recordarán las personas el paso del tiempo durante el período de distanciamiento social. “Varios hitos de tiempo, como el Carnaval, las fiestas de junio y los cumpleaños, se tuvieron que saltar en los últimos dos años, por lo que la pregunta sigue abierta”, concluyó.

Referencia: “Experiencia temporal durante el distanciamiento social: un estudio longitudinal durante los primeros meses de la pandemia de COVID-19 en Brasil” por André Mascioli Cravo, Gustavo Brito de Azevedo, Cristiano Moraes Bilacchi Azarias, Louise Catheryne Barne, Fernanda Dantas Bueno, Raphael Y de Camargo, Vanessa Carneiro Morita, Esaú Ventura Pupo Sirius, Renan Schiavolin Recio, Mateus Silvestrin y Raymundo Machado de Azevedo Neto, 13 de abril de 2022, Avances científicos.
DOI: 10.1126/sciadv.abj7205

El estudio fue financiado por la FAPESP.

READ  Los astronautas se preparan para 2 próximas caminatas espaciales

Experiencia en periódicos nacionales y periódicos medianos, prensa local, periódicos estudiantiles, revistas especializadas, sitios web y blogs.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Horoscopo

Space Machines Company se asocia con Anywaves

Published

on

Antena de banda S Anywaves. Crédito: Anywaves

Edimburgo, 6 de octubre de 2022. – La empresa australiana de logística y transporte espacial Space Machines Company (SMC) se asoció con el fabricante de equipos de antena Anywaves para respaldar su primera misión en el segundo trimestre de 2023, dijo SMC.

SMC eligió a SpaceX como proveedor de lanzamiento para su misión Roll Out. Mientras tanto, SMC probará la capacidad de su vehículo de transferencia orbital (OTV) Optimus de 270 kg. La OTV proporcionará servicios de logística en el espacio y mejorará las capacidades de proveedor de servicios de última milla de la empresa. La demostración también será una oportunidad para que SMC obtenga soluciones de calificación y prueba de vuelo para varias cargas útiles y clientes.

El Optimus OTV es una de las naves espaciales comerciales más grandes diseñadas, fabricadas y ensambladas en Australia, según SMC.

Las antenas de telemetría, seguimiento y control (TT&C) de banda S de Anywaves permitirán a SMC proporcionar comunicaciones con estaciones terrestres. Las antenas aseguran que la conexión se mantenga incluso durante las fases críticas de la misión. También protegen el enlace descendente de telemetría esencial al tiempo que proporcionan autoridad de mando sobre la nave espacial.

READ  Un nuevo algoritmo podría ser un salto cuántico en la búsqueda de ondas gravitacionales
Continue Reading

Horoscopo

Los valles antiguos pueden mostrar cómo los casquetes polares responderán al cambio climático: NPR

Published

on

Una vista aérea de los icebergs y la capa de hielo cerca de Pituffik, Groenlandia.

Kerem Yucel/AFP vía Getty Images


ocultar título

alternar título

Kerem Yucel/AFP vía Getty Images

Una vista aérea de los icebergs y la capa de hielo cerca de Pituffik, Groenlandia.

Kerem Yucel/AFP vía Getty Images

Durante las edades de hielo de la Tierra, gran parte de América del Norte y el norte de Europa estaban cubiertos por enormes glaciares.

Hace unos 20.000 años, estos casquetes polares comenzaron a derretirse rápidamente y el agua resultante tuvo que ir a alguna parte, a menudo debajo de los glaciares. Con el tiempo, se formaron enormes valles bajo el hielo para drenar el agua del hielo.

Un nuevo estudio sobre cómo se derritieron los glaciares después de la última edad de hielo podría ayudar a los investigadores a comprender mejor cómo podrían reaccionar los casquetes polares actuales al calor extremo resultante del cambio climático, dicen los autores del estudio.

El estudio publicado esta semana en Revisiones de Ciencias del Cuaternarioayudó a aclarar cómo, y con qué rapidez, se formaron estos canales.

«Nuestros resultados muestran, por primera vez, que el mecanismo más importante es probablemente el derretimiento del verano en la superficie del hielo, que llega al lecho a través de grietas o conductos similares a chimeneas y luego fluye bajo la presión de la capa de hielo para cortar el hielo». canales”, dijo Kelly Hogan, coautora y geofísica del British Antarctic Survey.

Investigadores han descubierto miles de valles bajo el Mar del Norte

Al analizar los datos de reflexión sísmica en 3D recopilados originalmente como parte de las evaluaciones de riesgo para las compañías de petróleo y gas, los investigadores han descubierto miles de valles en el Mar del Norte. Estos valles, algunos de los cuales datan de hace millones de años, ahora están profundamente enterrados bajo el lodo del lecho marino.

READ  La transición de un panadero local de vender su casa a un espacio comercial ha sido un 'torbellino'

Algunos de los canales eran enormes, tan grandes como 90 millas de ancho y tres millas de ancho («varias veces más grandes que el lago Ness», el grupo de investigación con sede en el Reino Unido anotó).

Un modelo digital de un canal masivo que transportaba agua de deshielo lejos de los antiguos glaciares.

James Kirkham/Servicio Antártico Británico


ocultar título

alternar título

James Kirkham/Servicio Antártico Británico

Un modelo digital de un canal masivo que transportaba agua de deshielo lejos de los antiguos glaciares.

James Kirkham/Servicio Antártico Británico

Lo que más sorprendió a los investigadores, dijeron, fue la rapidez con la que se formaron estos valles. Cuando el hielo se derritió rápidamente, el agua esculpió los valles durante cientos de años, a la velocidad del rayo, en términos geológicos.

«Este es un hallazgo emocionante», dijo el autor principal James Kirkham, investigador de BAS y la Universidad de Cambridge. «Sabemos que estos valles dramáticos se excavaron durante la agonía de los casquetes polares. Usando una combinación de técnicas de imágenes subterráneas de última generación y un modelo de computadora, aprendimos que los valles de los túneles pueden erosionarse rápidamente debajo de las capas de hielo. experimentando un calor extremo”,

Tradicionalmente se cree que los canales de agua de deshielo estabilizan los glaciares que se derriten y, por extensión, el aumento del nivel del mar, al ayudar a amortiguar el colapso de las capas de hielo, dijeron los investigadores.

Los nuevos hallazgos podrían complicar este panorama. Pero la velocidad a la que se formaron los canales significa que su inclusión en los modelos actuales podría ayudar a mejorar la precisión de las predicciones sobre el derretimiento actual de la capa de hielo, agregaron los autores.

READ  Los astronautas se preparan para 2 próximas caminatas espaciales

Hoy en día, solo quedan dos grandes casquetes polares: Groenlandia y la Antártida. La velocidad a la que se derriten es probable que aumente a medida que el clima se calienta.

«La pregunta crítica ahora es si este flujo ‘adicional’ de agua de deshielo a través de los canales hará que nuestras capas de hielo fluyan más rápido o más lento hacia el mar», dijo Hogan.

Continue Reading

Horoscopo

Las simulaciones de supercomputadoras revelan cómo un impacto gigante podría haber formado la Luna

Published

on

Crédito: Universidad de Durham

Científicos pioneros del Instituto de Cosmología Computacional de la Universidad de Durham han utilizado las simulaciones de supercomputadoras más detalladas hasta la fecha para revelar una explicación alternativa para el origen de la Luna hace 4.500 millones de años. Reveló que un impacto gigante entre la Tierra y un[{» attribute=»»>Mars-sized body could immediately place a Moon-like body into orbit around Earth.

High-end simulations

In their search for scenarios that could explain the present-day Earth-Moon system, the researchers simulated hundreds of different impacts at high resolution, varying the angle and speed of the collision as well as the masses and spins of the two colliding bodies. These calculations were performed using the SWIFT open-source simulation code, run on the DiRAC Memory Intensive service (“COSMA”), hosted by Durham University on behalf of the DiRAC High-Performance Computing facility.

La potencia informática adicional reveló que las simulaciones de baja resolución pueden pasar por alto aspectos cruciales de las colisiones a gran escala. Con simulaciones de alta resolución, los investigadores pueden descubrir características a las que no se podía acceder en estudios anteriores. Solo las simulaciones de alta resolución produjeron el satélite similar a la Luna, y los detalles adicionales revelaron cómo sus capas exteriores contenían más material de la Tierra.

Si gran parte de la Luna se formó inmediatamente después del impacto gigante, también podría significar que se derritió menos durante la formación que en las teorías tradicionales donde la Luna se convirtió en un disco de escombros alrededor de la Tierra. Dependiendo de los detalles de la solidificación posterior, estas teorías deberían predecir diferentes estructuras internas para la Luna.

El coautor del estudio, Vincent Eke, dijo: «Esta vía de formación podría ayudar a explicar la similitud en la composición isotópica entre las rocas lunares devueltas por los astronautas del Apolo y el manto de la Tierra. También puede estar allí. Tener consecuencias observables en el grosor de la corteza lunar, que nos permitiría comprender mejor el tipo de colisión que tuvo lugar.

Lo que es más, descubrieron que incluso cuando un satélite pasa tan cerca de la Tierra que uno esperaría que las «fuerzas de marea» de la gravedad de la Tierra lo destrozaran, el satélite puede sobrevivir. . De hecho, también puede ser empujado a una órbita más amplia, a salvo de futuras destrucciones.

Un abanico de nuevas posibilidades

Jacob Kegerreis, investigador principal del estudio, dijo: “Esto abre una nueva gama de posibles puntos de partida para la evolución de la Luna. Nos embarcamos en este proyecto sin saber exactamente cuáles serían los resultados de estas simulaciones de muy alta resolución. Entonces, además de la gran revelación de que las resoluciones estándar pueden dar respuestas incorrectas, fue muy emocionante que los nuevos resultados pudieran incluir un satélite en órbita parecido a la Luna.

Se cree que la Luna se formó después de que la joven Tierra chocara con un objeto del tamaño de Marte llamado Theia hace 4500 millones de años. La mayoría de las teorías construyen la Luna por una acumulación gradual de escombros de este impacto. Sin embargo, esto ha sido cuestionado por mediciones de rocas lunares que muestran que tienen una composición similar al manto de la Tierra, mientras que el impacto produce escombros que provienen principalmente de Theia.

Este escenario satelital inmediato abre nuevas posibilidades para la órbita lunar inicial, así como la composición prevista y la estructura interna de la Luna. Podría ayudar a explicar misterios sin resolver como la órbita inclinada de la Luna alejándose del ecuador de la Tierra; o podría producir una Luna temprana que no esté completamente derretida, lo que algunos científicos creen que podría encajar mejor con su delgada corteza.

Las numerosas misiones lunares por venir deberían revelar nuevas pistas sobre el tipo de impacto gigante que condujo a la Luna, lo que a su vez nos contará sobre la historia de la Tierra misma.

El equipo de investigación incluyó a científicos de[{» attribute=»»>NASA Ames Research Centre and the University of Glasgow, UK, and their simulation findings have been published in the Astrophysical Journal Letters.

Reference: “Immediate Origin of the Moon as a Post-impact Satellite” by J. A. Kegerreis, S. Ruiz-Bonilla, V. R. Eke, R. J. Massey, T. D. Sandnes and L. F. A. Teodoro, 4 October 2022, Astrophysical Journal Letters.
DOI: 10.3847/2041-8213/ac8d96

The research was partly supported by a DiRAC Director’s Discretionary Time award and a Science and Technology Facilities Council (STFC) grant.

READ  Los astronautas se preparan para 2 próximas caminatas espaciales
Continue Reading

Trending